Comisión de Pastoral

La comisión está formada por religiosas y laicos comprometidos de la Provincia Argentina-Uruguay.

Objetivos de la comisión:

La Comisión de Pastoral de Argentina-Uruguay (CPAU) busca:

  • Acompañar y ofrecer herramientas a los jóvenes para descubrir y asumir el proyecto de Dios para sus vidas.
  • Generar espacios que ayuden en la profundización de la identidad carismática y en el fortalecimiento de la pertenencia a un cuerpo provincial.
  • Propiciar la COMUNIÓN entre las distintas obras de Jesús María Argentina Uruguay a través de los diferentes encuentros.
  • Acompañar a los responsables de pastoral en su misión y ofrecerles instancias de formación.
  • Ofrecer formación y acompañamiento a líderes misioneros que puedan comprometerse en el “pastoreo” de los diferentes grupos.
  • Ofrecer instancias de formación permanente de los catequistas.
  • Acompañar a los grupos misioneros.
  • Despertar la conciencia de que todos somos “agentes de pastoral” en la obra,  desde el lugar que tengamos en ella.

Proyectos:

  • Encuentro de Responsables de Pastoral: En este encuentro ofrecemos un espacio de acompañamiento, formación, diálogo y actualización para los Responsables de Pastoral. En esta oportunidad hemos presentado el Itinerario Catequístico propio de Jesús María y hemos visto el modo de adaptarlo a cada colegio en planificaciones concretas.
  • Encuentros de Catequistas JM por región: Estos encuentros son una oportunidad para trabajar en la metodología catequística. También en el mismo encuentro ofrecemos un día de retiro para el personal docente de las obras.
  • Encuentro de Líderes Misioneros: Este encuentro es una oportunidad de formación y crecimiento de los referentes de los grupos misioneros. También pensamos juntos el lema que atraviese las misiones de cada año. El del 2016 es “Amá a tus hermanos, que el mundo necesita de tus manos” y preparamos juntos el Encuentro Misionero de este año.
  • Encuentro Misionero: En este encuentro participan chicos de 13 años en adelante que pertenecen a grupos misioneros de JM o que desean tener una experiencia misionera. Hay instancias de misión, servicio, oración, compartidas grupales, animación, entre otras. Es una muy buena oportunidad para que jóvenes de diversas realidades se encuentren y descubran lo fuerte que es lo que los une: la fe en Jesús y en María y el deseo de hacerlos conocer y amar.
    VER VIDEO
  • Misión Adultos y familias JM de Argentina – Uruguay en el Chaco: En esta oportunidad participan adultos y familias de JM que se han ido preparando para la misión. Los grupos de misión en las escuelas se hacen mezclados, con personas de diversos lugares.  Esto ayuda a la integración, a la pertenencia y al sentir con fuerza lo que nos une: la fe en Jesús y en María que nos mueve a querer compartirlo con otros.
  • Ejercicios Espirituales para jóvenes: Estos ejercicios se dan en el verano. Es una oportunidad de encuentro profundo con Dios, según el modo de oración de San Ignacio.

Testimonio de Agus Bessone del Grupo Misionero JM Córdoba.
Agus participó del Encuentro de Líderes Misioneros que tuvo lugar en Corrientes en el 2016
:

“Corrientes 2016: más que un encuentro de líderes una fiesta de amigos y familia. Dos días llenos de aprendizaje, felicidad y alegría; días en que te encontrás con viejas amistades pero que más que todo haces nuevas, y conocés nuevas personas que tienen muchísimo para darte, personas que conocés en esos días pero que en el fondo sentís que conocés de toda la vida; gente de Buenos Aires, Corrientes, Córdoba, Uruguay todas ciudades y países distintos pero todas con los mismos pensamientos, las mismas misiones, las misma ganas de vivir la vida a imagen y semejanza de Dios y de la mano de nuestra querida Claudina.


Claramente en este encuentro podemos darnos cuenta cómo todos somos una gran familia, la Familia Jesús María, donde todos tenemos experiencias y vivencias distintas para contar, pero todas con el mismo fin, testimoniar a Jesús con cada paso que damos.


El domingo en el largo camino de regreso, te sentís llena. Llena de alegría, de fuerzas para contar todo lo que viviste y aprendiste, te das cuenta que solamente fueron dos días, ¡mientras que uno adentro suyo piensa que fueron diez! Pensás en cada charla que tuviste cada persona que conociste y compartiste un rato de tu vida y todo esto te da la fuerza para para seguir en este camino y darse cuenta que formar parte de la gran Familia Jesús María es lo más lindo y gratificante que te puede pasar.
Hasta el próximo encuentro, que ojala que llegue lo antes posible!!”